11/29/2009

De "Othello", Verdi




"She wept singing in the lonely sand

the sad girl wept.

Oh Willow, willow, willow!

She sat bending her head on her breast

willow, willow, willow!

The weeping willow will be my garland.

He was born for glory, I to love you.

I to love him and to die"


11/22/2009

Trabajar cansa

Pero esta noche, una vez la haya dejado,
sabe dónde irá:
volverá a casa, atolondrado y derrengado,
pero saboreará por lo menos en el cuerpo saciado
la dulzura del sueño sobre el lecho desierto.
Solamente -y ésta será su venganza- se imaginará
que aquel cuerpo de mujer que hará suyo
será, lujurioso y sin pudor alguno, el de ella.

Cesare Pavese

11/20/2009

El río y la muerte






"¿Bosque de lágrimas eres tú o río?
Los peces velan, ¿duermen al alba?
Y estas estrellas, ¿siguen esperando
alimentar con seda a miles de agujas?".



Badr Shakir al-Sayyab

ÁRBOL AZUL




"Cuando tus ojos se encuentran con mi soledad

El silencio se convierte en fruta

Y el sueño en temporal

Se entreabren puertas prohibidas

Y Eva aprende a sufrir.


Cuando mi soledad se encuentra con tus ojos

El deseo sube y se derrama

A veces marea insolente

Ola que corre sin fin

O savia que cae gota a gota

Savia más ardiente que un tormento

Inicio que nunca se cumple".


Yumana Haddad

En las olas




Aquella noche
Las caras se desvanecieron en torno nuestro
Y todo desapareció
Menos el brillo azul de
Tus ojos y la llamada
En aquel brillante azul
Donde mi corazón
Navegó cual barco
Guiado por las olas.


Las olas nos condujeron
A un mar sin playas,
Sin límites
Y sin resistencia
A que las olas contaran
La eterna historia de la vida
Resumida
En una mirada.


Y la tierra se inundó con
El impulso de la marea, el viento y la lluvia.

Aquella noche
Mi jardín se despertó
Y los dedos del viento
Arrancaron su cercado.


En mi jardín, la hierba,
Las flores y los frutos se estremecieron
Con la danza del viento y la lluvia.


Todo se desvaneció
Aquella noche
Menos el brillo azul de tus ojos
Y la llamada
En el brillante azul
Donde mi corazón navegó
Cual barco guiado por las olas.


Fawda Tuqan

Te fuiste




"Ojalá hubiera atado tus ojos al día,
a un mañana sediento de mi sangre.
¡Qué cielo incendiaron las estrellas al temblar!
Se densó la oscuridad por el rocío de la lluvia".


Badr Shakir al Sayyab

"Algo brilla..."




"Y siempre que se alarga el camino

se renueva el sentido...

Me he convertido en dos en otra senda:

¡yo y el otro!

Algo brilla

desde la orilla del sacrificio"


Mahmud Darwish

10/18/2009

A una transeúnte




La calle atronadora en torno a mí gritaba.


Alta, esbelta, de luto, mayestático pena,


Una mujer pasó, levantando el festón,


Meciendo el dobladillo con mano fastuosa;

Ágil y noble iba, con sus piernas de estatua.


Crispado como un loco, yo bebía en sus ojos,


Firmamento morado que gesta un huracán,


El dulzor que fascina y el deleite que mata.
Un rayo… ¡luego noche! —Fugitiva belleza


Cuya mirada me ha hecho de pronto renacer,


¿no te veré de nuevo más que en la eternidad?

¡en otra parte, lejos, ya tarde! ¡nunca acaso!



Pues no sé dónde huyes e ignoras dónde voy,



¡tú a quien hubiese amado, tú que ya lo sabías!






Charles Baudelaire

9/28/2009

No te acerques




No te acerques.

Tu frente, tu ardiente frente,
tu encendida frente
las huellas de unos besos,
ese resplandor que aún de día se siente
si te acercas,
ese resplandor contagioso que me queda
en las manos,
ese río luminoso en que hundo mis brazos,
en el que casi no me atrevo a beber, por temor
después a ya una dura vida de lucero.


VICENTE ALEIXANDRE

Haiku




Cada mañana

¿dónde va pensativa

la primavera?


BUSON

Haiku




Hoy no me alegran

los almendros del huerto.

Son tu recuerdo.



Jorge Luis Borges

9/27/2009

Ode on Melancholy





I

No, no, go not to Lethe,

neither twist

Wolf’s-bane, tight-rooted,

for its poisonous wine;

Nor suffer thy pale forehead to be kiss’d

By nightshade, ruby grape of Proserpine;

Make not your rosary of yew-berries,

Nor let the beetle, nor the death-moth be

Your mournful Psyche, nor the downy owl

A partner in your sorrow’s mysteries;

For shade to shade will come too drowsily,

And drown the wakeful anguish of the soul.


II

But when the melancholy fit shall fall

Sudden from heaven like a weeping cloud,

That fosters the droop-headed flowers all,

And hides the green hill in an April shroud;

Then glut thy sorrow on a morning rose,

Or on the rainbow of the salt sand-wave,

Or on the wealth of globed peonies;

Or if thy mistress some rich anger shows,

Emprison her soft hand, and let her rave,

And feed deep, deep upon her peerless eyes.


III

She dwells with Beauty — Beauty that must die;

And Joy, whose hand is ever at his lips

Bidding adieu; and aching Pleasure nigh,

Turning to poison while the bee-mouth sips:

Ay, in the very temple of delight

Veil’d Melancholy has her sovran shrine,

Though seen of none save him whose strenuous tongue

Can burst Joy’s grape against his palate fine;

His soul shall taste the sadness of her might,

And be among her cloudy trophies hung.


John Keats

9/26/2009

A broken Appointment


You did not come,

And marching Time drew on,

and wore me numb.

Yet less for loss of your dear presence there

Than that I thus found lacking in your make

That high compassion which can overbear

Reluctance for pure lovingkindness' sake

Grieved I,

when, as the hope-hour stroked its sum,

You did not come.

You love not me,

And love alone can lend you loyalty;

-I know and knew it.

But, unto the store

Of human deeds divine in all but name,

Was it not worth a little hour or more

To add yet this: Once you, a woman, came

To soothe a time-torn man;

even though it be

You love not me.


Thomas Hardy

Ode to a nightingale


MY heart aches, and a drowsy numbness pains

My sense, as though of hemlock I had drunk,

Or emptied some dull opiate to the drains

One minute past, and Lethe-wards had sunk:

’Tis not through envy of thy happy lot,

But being too happy in thine happiness,—

That thou, light-winged Dryad of the trees,

In some melodious plot

Of beechen green, and shadows numberless,

Singest of summer in full-throated ease.


O, for a draught of vintage! that hath been

Cool’d a long age in the deep-delved earth,

Tasting of Flora and the country green,

Dance, and Provencal song, and sunburnt mirth!

O for a beaker full of the warm South,

Full of the true, the blushful Hippocrene,

With beaded bubbles winking at the brim,

And purple-stained mouth;

That I might drink, and leave the world unseen,

And with thee fade away into the forest dim:


3.Fade far away, dissolve, and quite forget

What thou among the leaves hast never known,

The weariness, the fever, and the fret

Here, where men sit and hear each other groan;

Where palsy shakes a few, sad, last gray hairs,

Where youth grows pale, and spectre-thin, and dies;

Where but to think is to be full of sorrow

And leaden-eyed despairs,

Where Beauty cannot keep her lustrous eyes,

Or new Love pine at them beyond to-morrow.


4.Away! away! for I will fly to thee,

Not charioted by Bacchus and his pards,

But on the viewless wings of Poesy,

Though the dull brain perplexes and retards:

Already with thee! tender is the night,

And haply the Queen-Moon is on her throne,

Cluster’d around by all her starry Fays;

But here there is no light,

Save what from heaven is with the breezes blown

Through verdurous glooms and winding mossy ways.




5. I cannot see what flowers are at my feet,

Nor what soft incense hangs upon the boughs,

But, in embalmed darkness, guess each sweet

Wherewith the seasonable month endows

The grass, the thicket, and the fruit-tree wild;

White hawthorn, and the pastoral eglantine;

Fast fading violets cover’d up in leaves;

And mid-May’s eldest child,

The coming musk-rose, full of dewy wine,

The murmurous haunt of flies on summer eves.



6.Darkling I listen; and, for many a time

I have been half in love with easeful Death,

Call’d him soft names in many a mused rhyme,

To take into the air my quiet breath;

Now more than ever seems it rich to die,

To cease upon the midnight with no pain,

While thou art pouring forth thy soul abroad

In such an ecstasy!

Still wouldst thou sing, and I have ears in vain—

To thy high requiem become a sod.


7.Thou wast not born for death, immortal Bird!

No hungry generations tread thee down;

The voice I hear this passing night was heard

In ancient days by emperor and clown:

Perhaps the self-same song that found a path

Through the sad heart of Ruth, when, sick for home,

She stood in tears amid the alien corn;

The same that oft-times hath

Charm’d magic casements, opening on the foam

Of perilous seas, in faery lands forlorn.

8.Forlorn! the very word is like a bell

To toil me back from thee to my sole self!

Adieu! the fancy cannot cheat so well

As she is fam’d to do, deceiving elf.

Adieu! adieu! thy plaintive anthem fades

Past the near meadows, over the still stream,

Up the hill-side; and now ’tis buried deep

In the next valley-glades:

Was it a vision, or a waking dream?

Fled is that music:—Do I wake or sleep?



John Keats

The wild swans at Coole





THE TREES are in their autumn beauty,

The woodland paths are dry,

Under the October twilight the water

Mirrors a still sky;

Upon the brimming water among the stones

Are nine and fifty swans.


The nineteenth Autumn has come upon me

Since I first made my count;

I saw, before I had well finished,

All suddenly mount
And scatter wheeling in great broken rings

Upon their clamorous wings.


I have looked upon those brilliant creatures,

And now my heart is sore.

All’s changed since I, hearing at twilight,
The first time on this shore,

The bell-beat of their wings above my head,

Trod with a lighter tread.


Unwearied still, lover by lover,

They paddle in the cold,
Companionable streams or climb the air;

Their hearts have not grown old;

Passion or conquest, wander where they will,

Attend upon them still.


But now they drift on the still water
Mysterious, beautiful;

Among what rushes will they build,

By what lake’s edge or pool

Delight men’s eyes, when I awake some day

To find they have flown away?


William Butler Yeats

9/21/2009

De "La gaviota"




"If you ever need my life, come take it"


Anton Chejov

9/20/2009

Writing




“Writing, is my vacation from living”


Eugene O'Neill

9/18/2009

Leonora




"¡Silencio las campanas!

Sus ecos plañideros

Acaso lo hagan mal.

No turben con sus voces

la beatitud de un alma

Que vaga sobre el mundo

con misteriosa calma

y en plena libertad.
Respeto para el alma que los terrenos lazos

Triunfante desató"


Edgar Allan Poe

9/13/2009

Una larga comunión


Me hice amigo de mis mismas cadenas,

Pues una larga comunión tiende

a hacernos lo que somos.


Lord Byron

Le pedí




Le pedí a mi Alma que cantara-

Dijo que sus cuerdas estaban rotas-

Su arco - saltado en Átomos-

Así que remendarla- me dio trabajo

Hasta otra Mañana


Emily Dickinson

El Infinito




Amé siempre esta colina,



y el cerco que me impide ver más allá del horizonte.



Mirando a lo lejos los espacios ilimitados,



los sobrehumanos silencios y su profunda quietud,



me encuentro con mis pensamientos,



y mi corazón no se asusta.



Escucho los silbidos del viento sobre los campos,



y en medio del infinito silencio tanteo mi voz:



me subyuga lo eterno, las estaciones muertas,



la realidad presente y todos sus sonidos.



Así, a través de esta inmensidad se ahoga mi pensamiento:



y naufrago dulcemente en este mar.






Giacomo Leopardi

5/28/2009

Y




y para siempre vuélame a tus cielos...


Rafael Alberti

Te lo he dicho

Te quiero
Te lo he dicho con el viento,
Jugueteando tal un animalito en la arena
O iracundo como órgano tempestuoso;
Te lo he dicho con el sol,
Que dora desnudos cuerpos juveniles
Y sonríe en todas las cosas inocentes;
Te lo he dicho con las nubes,
Frentes melancólicas que sostienen el cielo,
Tristezas fugitivas;
Te lo he dicho con las plantas,
Leves criaturas transparentes
Que se cubren de rubor repentino;
Te lo he dicho con el agua,
Vida luminosa que vela un fondo de sombra;
Te lo he dicho con el miedo,
Te lo he dicho con la alegría,
Con el hastío, con las terribles palabras.
Pero así no me basta:
Más allá de la vida
Quiero decírtelo con la muerte;
Más allá del amor
Quiero decírtelo con el olvido.

Luis Cernuda

5/27/2009

Y heme aquí solo, como el pequeño huérfano de los naufragios anónimos.

Vicente Huidobro

Fragmento de "Altazor"

Los verdaderos poemas son incendios. La poesía se propaga por todas partes, iluminando sus consumaciones con estremecimientos de placer o de agonía.

Vicente Huidobro

De "Altazor"

Digo siempre adiós, y me quedo.
Vicente Huidobro

5/17/2009

Ausencias

"En la mina de tu sueño
se halla todo lo extrañado"
Gabriela Mistral

El cielo




El cielo está cargado con estrellas que pesan.
Gabriela Mistral

5/09/2009

Podría




"Podría morir en inviernos como este

si no supiera que existes".


Alejandra Basualto

El mundo




"El mundo fue tan grande

como para perdernos".


Rosabetty Muñoz

Preguntas

Me pregunto si ella
podrá besar
sin amar.

Me pregunto
si ella podrá hablar
sin revelar su intimidad.

Me pregunto
si podrá caminar
sin dejar huella.

Arturo Fuenzalida



"No tengo corazón para ausencias"

Roque Esteban Scarpa

Soledades




Solo como una ostra

y sin embargo

la soledad empieza en el gentpio

ciempiés sobre mi pie

chispas de salvación

candores de esqueleto


La soledad se inicia en un agobio

muro de espaldas

nucas como rostros

desbandada de prójimos


Unísono al unísono

incito a que me olviden

insecto a que me aplasten


Solo como una ostra

y sin embargo...


Mario Benedetti

Yo no

Yo no tengo amores
son mazorcas que se desgranan
uno a uno los dorados granos
como besos. Uno a uno
de la semilla voy vestida cosechando
en cada abrazo un reino de maíz.
Yo no sé de rostros,
voy ciega ante tu boca para esculpir
un beso que es otro beso
una lengua que es otra lengua.
¿Ves? Soy un torrente de labios y engaños.
Tú cruzas a nado mil veces
pero siempre eres el mismo náufrago.

Alejandra Del Río

A todos



Les estoy escribiendo con mis ojos.



Frida Kahlo

Todo




Todo es jaula

para que uno sea perfectamente

uno.


Humberto Díaz-Casanueva

Haiku

Soy huérfano.
Parezco una luciérnaga
que no da luz.

Issa.

4/24/2009

La vida



"La vida ya fue para mí demasiado madrastra"

Gabriela Mistral

He crecido




"He crecido cicatrizando hasta llegar a tener un corazón"

Gabriela Mistral

3/29/2009




Cuando el violín puede perdonar
cada herida infringida por otros
el corazón abierto, libre
empieza, entonces,
a cantar


Hafiz

Manos hermosas




Este es la clase de amigo que eres:

Sin hacer que me acuerde de la angustiosa historia de mi alma,

te metes en mi casa de noche y mientras duermo,

te llevas silenciosamente todo mi sufrimiento...


Hafiz

3/12/2009

Oración para que no me olvides




Yo me pondría a vivir en cada rosa

y en cada lirio que tus ojos miren

y en todo trino cantaré tu nombre

para que no me olvides.


Si contemplas llorando las estrellas

y se te llena el alma de imposibles,

es que mi soledad viene a besarte

para que no me olvides.


Si dormida caminas dulcemente

por un mundo de diáfanos jardines

piensa en mi corazón que por ti sueña

para que no me olvides.


Y si una tarde en un altar lejano

de otra mano cogida, te bendicen

cuando te pongan el anillo de oro,

mi alma será una lágrima invisible

en los ojos de Cristo moribundo

¡Para que no me olvides!


Óscar Castro

3/11/2009

Réquiem (Fragmento)




"Pero no responde nadie sino mi corazón que tiran reciamente con una larga soga.

Nadie, sino el musgo que sigue creciendo y cubre las puertas.

Tal vez las almas desprendidas anden en busca de moradas nuevas.

Pero no hay nadie,

sino la noche que a menudo entra en el hombre y echa sellos".



Humberto Díaz-Casanueva



Una mirada desde la alcantarilla puede ser una visión del mundo;

la rebelión consiste en mirar una rosa hasta pulverizarse los ojos.


Alejandra Pizarnik

Después del amor, la tierra




"Cansado de odiar, te amo.

Cansado de amar, te odio".


Miguel Hernández

2/19/2009

Fragmento


“Me lo robaron en día
o en noche bien clara;
soplado me lo aventaron
los genios sin cara;
desapareció lo mismo
que como llegara;
tener daga, tener lazo,
por nada contara”.

Gabriela Mistral

2/16/2009

Ofelia




I

En las aguas profundas que acunan las estrellas,

blanca y cándida, Ofelia flota como un gran lirio,

flota tan lentamente, recostada en sus velos...

cuando tocan a muerte en el bosque lejano.


Hace ya miles de años que la pálida Ofelia

pasa, fantasma blanco por el gran río negro;

más de mil años ya que su suave locura

murmura su tonada en el aire nocturno.


El viento, cual corola, sus senos acaricia

y despliega, acunado, su velamen azul;

los sauces temblorosos lloran contra sus hombros

y por su frente en sueños, la espadaña se pliega.


Los rizados nenúfares suspiran a su lado,

mientras ella despierta, en el dormido aliso,

un nido del que surge un mínimo temblor...

y un canto, en oros, cae del cielo misterioso.


II

¡Oh tristísima Ofelia, bella como la nieve,

muerta cuando eras niña, llevada por el río!

Y es que los fríos vientos que caen de Noruega

te habían susurrado la adusta libertad.


Y es que un arcano soplo, al blandir tu melena,

en tu mente traspuesta metió voces extrañas;

y es que tu corazón escuchaba el lamento

de la Naturaleza –son de árboles y noches.


Y es que la voz del mar, como inmenso jadeo

rompió tu corazón manso y tierno de niña;

y es que un día de abril, un bello infante pálido,

un loco miserioso, a tus pies se sentó.


Cielo, Amor, Libertad: ¡qué sueño, oh pobre Loca!

Te fundías en él como nieve en el fuego;

tus visiones, enormes, ahogaban tu palabra.

–Y el terrible Infinito espantó tu ojo azul.


III

Y el poeta nos dice que en la noche estrellada

vienes a recoger las flores que cortaste ,

y que ha visto en el agua, recostada en sus velos,

a la cándida Ofelia flotar, como un gran lis.


Arthur Rimbaud

If I should die

IF I should die,
And you should live,
And time should gurgle on,
And morn should beam,
And noon should burn,
As it has usual done;
If birds should build as early,
And bees as bustling go,--
One might depart at option
From enterprise below!
'Tis sweet to know that stocks will stand
When we with daisies lie,
That commerce will continue,
And trades as briskly fly.
It make the parting tranquil
And keeps the soul serene,
That gentlemen so sprightly
Conduct the pleasing scene!

Emily Dickinson

1/05/2009

I almost love you




I almost love you

but would have cast, I know,

the stones of silence.




Seamus Heaney